Me gusta comprender lo que hago, su sentido. Siento que las  clases tienen un hilo conductor de principio a fin. Empecé a practicar yoga con Óscar, tras informarme bien antes. Nunca habría hecho yoga con cualquiera. Pienso que es fundamental la persona que te lleva por esta vía del yoga. Comencé por motivos terapéuticos que aún no he solucionado pero sigo porque el balance tras estos dos años me parece muy positivo.

Juana Alonso

El yoga forma parte de mi vida. Desde que comencé a practicarlo hace 3 años, ya no puedo plantear mi vida sin yoga. Flexibilidad, fuerza y equilibrio, tanto a nivel físico como mental, van apareciendo o aumentando a medida que profundizas en la práctica. Entonces empiezas a sentir que las clases de yoga son mucho más, es casi como estar en el paraíso, un lugar de paz para estar conectada con tu cuerpo y tu respiración. Y poco a poco descubres otros tesoros en tu interior: alegría, armonía, serenidad, desarrollo de la intuición, plenitud… Animo a todo el mundo a practicar esta maravilla que es el yoga y a profundizar en su estudio. Óscar es un profesor fantástico, reúne las características que todo buen profe de yoga debe tener: cercano, implicado en la práctica de sus alumnos, con excelente dominio de la anatomía, con curiosidad por seguir avanzando y con humildad para seguir aprendiendo en este vastísimo universo que es el yoga.

Susana De La Fuente